Las sensaciones nos llevan a la ilusión

Pequeño pero Gastón

Los dos equipos de fútbol más representativos de la ciudad han regalado muy buenas noticias a los aficionados que se acercaron a los estadios. A aquellos que solo miran el resultado, no tanto. CD Badajoz y Santa Teresa no lograron la victoria en sus duelos de este pasado fin de semana, pero dejaron muy buenas sensaciones. Por parte blanquinegra destacan algunos de los recién llegados este verano, como son el delantero Juanma, los centrocampistas Javi Rey y Ali Diakité o el central Manu Torres. Todo esto hace que también haya que destacar el trabajo realizado desde la secretaría técnica, con Víctor López a la cabeza.

La confianza que poco a poco se va ganando esta nueva plantilla del Badajoz, no podría existir evidentemente sin la contribución decisiva también de los futbolistas que han sido el buque insignia del equipo en los últimos tiempos. Hay que reseñar el excelente estado de forma de Juan Ramón Ruano, por ejemplo. En el debe, están el amplio margen de mejora física que tiene la plantilla durante los partidos y la necesidad imperiosa de coger ritmo de competición que tiene el principal nombre de este nuevo curso: Guzmán Casaseca. Y a pesar de ello, hay muchas más cosas buenas que malas.

Si miramos a las chicas, la progresión es aún más flagrante. En cada una de las cuatro campañas que el Santa Teresa lleva en Primera, se ha podido comprobar cómo la mejoría experimentada año tras año es un hecho. Esta temporada el técnico Juan Carlos Antúnez tiene a su disposición a las futbolistas con más calidad de estos exitosos cuatro años. El equipo ha reforzado mucho y muy bien el centro del campo en este verano para que el míster pueda optar por distintas variantes durante los encuentros. Una de esas variantes puede ser ofrecer un juego de mucho toque, algo que no es habitual en el fútbol femenino quitando a grandes potencias como Barcelona o Atlético de Madrid, y aún así no siempre lo utilizan.

De la derrota casera de la primera jornada ante un coloso como el Athletic Club, sobresale la pésima noticia de la lesión de Sofía. Al menos, si se confirma que «solo» es un esguince de rodilla, podría volver a llenarse al cien por cien el depósito de la moral rojiblanca.

Todo esto hace que tanto Badajoz como Santa Teresa hagan disfrutar a sus aficionados semana tras semana y, aunque todavía no hayan llegado los resultados que su rendimiento pide a gritos, tarde o temprano los puntos comenzarán a subir al casillero de tres en tres.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.